Nivel A2. Anécdotas para practicar el pretérito. Parte 3

Подборка забавных историй и анекдотов на испанском. Часть 3

 

#1
En la familia somos cuatro: mi esposa, mis 2 hijas y yo. Hoy no podíamos decidir quién iría a pasear al perro. Decidimos hacer un juego: quién dijera la primera palabra, iría.
En cuanto comenzamos a jugar, mi hija, con cara de póker, fue a vestirse, recogió todo lo que necesitaba para pasear al perro y se puso los zapatos. Ya estaba abriendo la puerta de entrada, el perro con la correa, toda la familia en el pasillo, y prácticamente al unísono dijimos:

"Bien hecho, Paula". Y Paula, con una sonrisa, comenzó a quitarse la chaqueta y dijo: “Perdieron”.
 
 
#2
Es extremadamente vergonzoso estar diciendo toda la noche puras bobadas sobre las estrellas, las galaxias y los planetas a una chica, y luego enterarte de que está estudiando para ser astrofísica. Nunca logré un mayor éxito haciendo reír a una chica.
 
 
#3
Papá realmente quería un hijo. Hizo todo lo posible para que naciera. Contó los meses, el día y la hora. Pasaron la noche según el plan, como estaba escrito en el horóscopo japonés. ¡Y luego TACHÁN! ¡Gemelos! Me parece que este fue el mayor fracaso en la vida de mi padre. Nacieron dos niñas.
 
 
#4
A los 12 años, en Navidad, decidí recurrir a la magia para averiguar quién sería mi prometido. Por la noche, me senté frente a un espejo, encendí una vela, dije un abracadabra, y se suponía que después el rostro de mi novio debía aparecer en el reflejo.

¡Y apareció! La habitación estaba muy oscura, pero detrás de mi espalda se podía ver una cara pálida de ojos oscuros y cabello negro que llegaba hasta los hombros. Apagué la vela inmediatamente, salté a la cama, me tapé la cabeza con la manta y durante mucho tiempo no pude quedarme dormida por el miedo mezclado con la emoción.

A la mañana siguiente me senté frente al espejo, y detrás de mi espalda vi mi poster de Johnny Depp. Fiasco total.
 
 
#5
Eran los principios de los 2000. Una vez, regreso de la escuela, y la abuela dice: "Vino una pariente lejana, fue de viaje a la capital, ¡te trajo un regalo!" Voy corriendo a la habitación y veo un gran paquete de regalo.

Corro hacia allí, lo agarro y... está vacío. La tía me trajo de regalo de la capital un paquete de regalo. No he tenido un mayor fracaso en mi vida hasta el día de hoy.
 
 
#6
Tengo ropa interior de la mala suerte. Siempre que la uso, todo va exactamente al revés de lo planeado. Si quería una noche romántica, no la tenía, si quería vacaciones, tampoco. ¡Y así en todo! Pero la última vez fue superior a todo lo anterior.

Pinché la rueda con acero corrugado en una carretera vacía. Y justo había dejado la rueda de repuesto en casa. Llamo un taxi, voy a buscar la rueda de repuesto y ya cerca de casa entiendo que olvidé las llaves en el automóvil. Tuve que regresar por ellas. Y yo que solo quería llegar rápido a mi casa... Tiré ese conjunto de ropa interior.

FUENTE